EL PROYECTO DIVERSIDAD DE ESIC GALARDONADO POR LA ONCE

Antonio Sangó, dtor. de ESIC en Zaragoza recibe el premioESIC fue distinguida recientemente por la ONCE como empresa solidaria en la categoría de empresa en los Premios Solidarios ONCE Aragón 2017 celebrados en el World Trade Center de Zaragoza por su Proyecto Diversidad. El premio fue recogido por Antonio Sango, director del campus de ESIC en Zaragoza y supone un reconocimiento al impulso que la escuela de negocios viene promoviendo desde hace tiempo en favor de la diversidad y la igualdad de oportunidades para todas aquellas personas que por su discapacidad, género, raza, procedencia o religión, están siendo discriminadas en el entorno empresarial.

Los Premios Solidarios ONCE Aragón 2017 están destinados a todas aquellas personas físicas, entidades, instituciones, medios de comunicación y empresas de la región, que realizan una labor solidaria en su entorno de influencia, procurando la inclusión social de todos los ciudadanos, la normalización, autonomía personal y la accesibilidad universal, coincidentes con los valores esenciales de la cultura institucional de la ONCE y su Fundación y la filosofía que impregna la Economía Social y los objetivos del Tercer Sector.

 

En la categoría de empresa, el galardón se otorgó a ESIC gracias a su Proyecto Diversidad que nació en 2012 con el objetivo de promover la inclusión en el ámbito formativo y laboral de cualquier persona, independientemente de sus capacidades y en igualdad de oportunidades. Desde sus orígenes, esta escuela de negocios siempre ha tratado de acercar a sus aulas a todas aquellas personas que por su discapacidad, género, raza, procedencia o religión, están siendo discriminadas en un entorno empresarial.

 

Gracia Serrano, directora de Calidad y Acreditaciones de ESIC e impulsora del Proyecto Diversidad ha asegurado que “no podemos permanecer indiferentes ante la desigualdad, tal y como nos transmite la ONCE. Debemos abrirnos a la diversidad y la inclusión y solo depende de cada uno de nosotros. En ESIC pensamos que existe una rentabilidad social compatible con rentabilidad económica y es lo que enseñamos en nuestras aulas. La Escuela debe ser un ejemplo de empresa sostenible para nuestros alumnos que son los que después deben promoverlo en sus empresas”.

Bajo el Proyecto Diversidad, ESIC promueve acciones positivas, como el acceso a los programas formativos de la educación superior, a través de becas dirigidas a personas que hayan sufrido discriminación laboral o personas con diversidad funcional (que acredite legalmente una discapacidad igual o superior al 33%). Las becas tienen una cuantía de hasta un 50% en másteres y de un 30% en formación de grado.

 

Además, a través del Proyecto Diversidad se ofrece un servicio de atención al alumno con diversidad funcional y/o necesidades educativas especiales coordinado desde la Unidad Técnica de Diversidad, entre los que se encuentran: garantizar la inclusión y la participación activa del alumno en el campus y atender sus necesidades de un modo individualizado; la realización de adaptaciones académicas; garantizar la accesibilidad dentro de ESIC y atender las necesidades de índole material y personal en el campus.

 

Entre los objetivos del Proyecto Diversidad se encuentran alcanzar la Accesibilidad Universal. En este ámbito el campus de ESIC en Zaragoza fue el primer centro de Educación Superior en la región que obtuvo en diciembre de 2015 el certificado de accesibilidad universal DALCO otorgado por la certificadora SGS.

 

Junto a ESIC, fueron galardonados con el Premio Solidario Los Bandidos de la Hoya, un programa de radio hecho por personas con discapacidad. También José Luis Laguna (primer presidente del CERMI, entre muchas cosas), por su trayectoria, la Unidad de Oftalmología Pediátrica del Hospital Infantil (Miguel Servet de Zaragoza) y la Asociación de Padres de Niños Oncológicos de Aragón (Aspanoa).

Compartir